Diferencias de canola y aceite de oliva examinadas en el Congreso 'Olearum'

Olearum, una asociación sin fines de lucro, celebra su 9th congreso anual en Jaén, España. Miembros, residentes de Jaén e incluso algunos asistentes internacionales mostraron asistencia a talleres y aprendieron los beneficios del aceite de oliva sobre la canola.

Abril 16, 2016
Por Alexis Kerner

Noticias recientes

Europa-diferencias-de-canola-y-aceite-de-oliva-examinado-en-olearum-congress-olive-oil-times-olearum-visitando-un-antiguo-molino

En la década de 1970, el pequeño Paco Lorenzo Tapia corrió por el molino de aceite de su abuelo en Monda, Málaga y comió pan recién horneado de la panadería de la familia. Aunque entonces no lo sabía, su infancia jugaría más tarde un papel importante en su vida y en la preservación de la cultura del aceite de oliva.

Paco se convirtió en médico, con especial interés en el impacto que la nutrición y la La dieta mediterránea tiene en nuestra salud. Sin embargo, lo que ha hecho único a Lorenzo Tapia es su profundo aprecio por la historia y el patrimonio cultural que rodea la dieta mediterránea y el aceite de oliva.

Él le dijo a Olive Oil Times que fue este entusiasmo lo que le llevó a publicar un libro titulado Museos del Aceite en España. Tras investigar y viajar a sitios emblemáticos de España, se dio cuenta de la importancia de preservarlos y promocionarlos, así como de conectar a las personas que los tenían en su poder. Con esta idea en mente, en 2007 fundó Olearum como una asociación sin fines de lucro que reúne a productores, molineros, especialistas y profesionales del aceite de oliva para defender y concienciar sobre el aceite de oliva y su historia.

Olearum ahora cuenta con más de 30 miembros que han demostrado una dedicación especial al aceite de oliva y trabajan hacia un propósito común. Los objetivos de la asociación son conservar y mantener un inventario de los sitios patrimoniales; promover la cultura del aceite de oliva y sus productos; defender el aceite de oliva de calidad; establecer la colaboración internacional y nacional; cooperar con escuelas, organizaciones gubernamentales y la prensa para educar al público; y reconocer a personas o grupos dedicados a promover los objetivos de Olearum.

Para lograr estos objetivos, Olearum organiza diferentes actividades para los miembros, así como para jóvenes y mayores. Los participantes pueden disfrutar de eventos gastronómicos, oleo-turismo, ferias de aceite de oliva, salidas al campo y mucho más.

La semana pasada, Olearum celebró su 9th Congreso Anual. Cada año tiene lugar en un lugar diferente. En 2020, el grupo planea ir a Japón con la miembro Tomiko Tanaka, sin embargo, este año los miembros se reunieron más cerca de casa en Jaén, España.

El evento incluyó talleres sobre la fabricación de aceite de oliva artesiano, una muestra de arte, documentales sobre olivares, así como muchos oradores interesantes.

Uno de esos oradores fue José Juan Gaforio Martínez, Director del Centro de Estudios Avanzados sobre Olivares y Aceite de Oliva de la Universidad de Jaén. La gente llegó hasta Londres para escucharlo hablar sobre los efectos de la canola (aceite de colza) y el aceite de oliva en la salud.

Comenzó contándole a la audiencia sobre un hombre peruano que dijo que le dijeron que nunca freír con aceite de oliva porque puede causar cáncer. También se enfrentó a un famoso chef que declaró que solo usa aceite de coco debido a su alto punto de humo. Muchos asistentes reconocieron estos puntos que a menudo se hacen en todo el mundo.

La verdad, explicó Gaforio, realmente no importa. Es la percepción que los consumidores tienen en todo el mundo y las historias que creen que son ciertas. Depende de los profesionales del aceite de oliva ayudar a educar a los consumidores para que puedan tomar decisiones saludables basadas en evidencia científica y años de estudios.

La industria de la canola presenta varios puntos de comercialización. Compara su aceite con el aceite de oliva y afirma que la canola tiene menos grasas saturadas, es más rica en omega 3 y tiene un punto de humo más alto para freír.

Gaforio defendió con fuerza el aceite de oliva virgen extra. Afirmó que el aceite de oliva no tiene niveles significativamente más altos de grasas saturadas que la canola.

Continuó diciendo que, aunque el aceite de canola tiene cantidades más altas de omega 3 y omega 6, que son grasas poliinsaturadas que no permanecen estables bajo el calor. El consumo excesivo de omega 6 también puede provocar inflamación en el cuerpo. Por otro lado, el aceite de oliva es más bajo en omega 3 y 6. Contiene niveles más altos de ácido oleico, que es una grasa monoinsaturada omega 9 que no se degrada rápidamente cuando se calienta. Los aceites ricos en omega 3 y 6, explicó Gaforio, se consumen mejor crudos.

Contrariamente al rumor de que el aceite de oliva tiene un punto de humo bajo, puede soportar el calor. No solo por su contenido en omega 9 resistente al calor (ácido oleico), sino porque los aceites de oliva virgen extra y virgen contienen antioxidantes (fenoles) que ayudan a proteger el aceite de la oxidación cuando sube la temperatura. El punto de humo del aceite de oliva virgen extra puede llegar a 400ºF (205ºC) en comparación con el de canola a 455ºF (235ºC). Por el contrario, la temperatura necesaria para freír es de alrededor de 356ºF (180ºF).

En caso de que los asistentes no estuvieran convencidos de cambiar de aceite de canola a aceite de oliva virgen, Gaforio terminó su charla mostrando una fuerte evidencia científica que ha demostrado una y otra vez los beneficios positivos para la salud del aceite de oliva virgen extra.

Después del evento, los miembros disfrutaron de un almuerzo en un restaurante local donde algunos de los mejores aceites de oliva de Jaén fueron puestos en las mesas para realzar la cocina tradicional jaénense. Como el pan recién horneado se partió en trozos pequeños para mojar, nadie se quejó de que no había canola.


Anuncio

Noticias relacionadas

Comentarios / Sugerencias