`'Sin dificultades financieras' para el gigante español del aceite de oliva Hojiblanca, dice el CEO: Olive Oil Times

'No hay dificultades financieras' para el gigante de aceite de oliva español Hojiblanca, dice CEO

Noviembre 3, 2011
Julie mayordomo

Noticias recientes

Ya es el mayor productor mundial de aceite de oliva, pero dentro de cinco años, el grupo español Hojiblanca planea aumentar su facturación de € 450 millones ($ 627m) del año pasado a € 1 mil millones ($ 1.38b).

Aumento de las ventas de "El aceite de oliva de marca propia, a través de su empresa conjunta Mercaóleo con el gigante agroindustrial norteamericano Cargill, está destinado como una fuente de crecimiento y, con suerte, aumenta las exportaciones a los EE. UU. y otros países, incluidos Brasil, México y China.

En una entrevista publicada recientemente en españa El Economista, Antonio Luque, ex agricultor y ahora director gerente de Hojiblanca, prometió "sigue creciendo ".

"Creo que es esencial que en 3 a 5 años logremos una facturación de entre - y - millones de euros, lo que consideramos el tamaño necesario para garantizar un retorno adecuado para nuestros miembros y para posicionarse en los mercados nacionales y de exportación ".

A pesar de la crisis económica de España y los precios del aceite de oliva por debajo del costo de producción, el grupo con sede en Málaga "no tiene dificultades financieras, incluso podríamos considerar nuevas transacciones de hasta 20 a 30 millones de euros sin problemas ”, dijo Luque.

Fusiones y adquisiciones
En términos de posibles fusiones o nuevos activos en el sector del aceite de oliva, el grupo estaría más interesado en las operaciones de envasado o refinería. Y el "no podría descartar "más acuerdos con Deóleo (la ex Corporación SOS y propietaria de las marcas Carbonell, Bertolli, Carapelli), que en julio vendió su participación del 99.93 por ciento en el productor y envasador de aceitunas de mesa Acyco a Hojiblanca por 13 millones de euros.

El mes pasado, Hojiblanca también se diversificó en la ganadería a través de su fusión con Agropecuaria del Sur, líder agrícola andaluz. Y en febrero compró la planta de envasado Fedeoliva, en Jaén, por € 2.95 millones.

Mercados Exteriores
Hojiblanca ya tiene oficinas en China y Brasil y comercializa en 60 países, exportando el 40 por ciento de su producción. Luque dijo que estaba considerando cuidadosamente una estrategia a mediano plazo para aumentar sus exportaciones a Estados Unidos. Fue más fácil lograr un crecimiento de las ventas en Brasil, ya que el lado de la distribución no estaba tan concentrado como el de España. "México también es clave, ya que es nuestro principal mercado extranjero para el aceite de oliva embotellado ”. En cuanto a China, "Cuando llegue el momento, tendremos que considerar si empacamos allí, dado que es mucho más barato que aquí, por varias razones ”.

"Productos de marca blanca
Las ventas de aceite de oliva de marca propia de los supermercados han experimentado un crecimiento espectacular en España y realmente están perjudicando a las grandes marcas, incluida la marca Hojiblanca, dijo Luque a El Economista. "Prácticamente dos de cada tres botellas vendidas en España son de marca de la tienda ”. En cambio, solo un tercio de la facturación de Hojiblanca en la actualidad proviene de este tipo de productos y el resto de sus propias marcas, pero tiene previsto incrementar la producción de los primeros en España. Hojiblanca tenía poca experiencia en la producción de marcas de tiendas, por lo que se unió a Cargill para formar Mercaóleo, dijo.

Sin embargo, "vamos más allá de la marca de la tienda, no solo en el mercado español sino también en toda Europa y, con suerte, en EE. UU. La situación es básicamente que podemos seguir vendiendo (aceite de oliva) a granel a aquellos que luego lo empaquetan y lo venden como su propia marca, o podemos ganar más margen haciendo el empaque nosotros mismos en asociación con Cargill ”.

Competidores mediterráneos y posición de Portugal
Uno de los principales rivales de Hojiblanca es el grupo agroindustrial portugués Sovena, que en 2009 lo reemplazó como el proveedor de aceite de oliva de marca casera en España para la cadena de supermercados Mercadona.

Preguntado sobre si la creciente fuerza de otros países productores de Mediterranaen era una amenaza o una oportunidad, Luque dijo que subrayó la necesidad de que España trabaje "del agricultor a la fábrica ”para reducir costos, porque se enfrentaba a países más competitivos. Entre ellos, Portugal ha crecido más, tanto en volumen como en ventaja competitiva, sin embargo, ha habido mucha inversión española allí, dijo. Sin embargo, fue en España donde la producción y el crecimiento se mantuvieron más altos.

Problemas con las mentalidades provinciales
Luque habló francamente de su frustración con las barreras a los cambios estructurales en el lado de la producción en España. "Todavía tenemos más de mil cooperativas que venden aceite de oliva de forma independiente, pero solo se enfrentan a cinco empresas que compran el 60 por ciento de todo el aceite de oliva vendido en todo el mundo. Si formamos un grupo más grande, la dinámica del mercado cambiaría y podríamos obtener un mejor precio ”.

"En Andalucía somos una de las 800 empresas que venden aceite de oliva. ¿Podrían los 800 de nosotros ir a Beijing para venderlo?

"La referencia de precio global para el aceite de oliva depende de la producción en España, esencialmente en Andalucía ”. Si hubiera solo dos o tres compañías que manejaran entre 800 y 900 millones de toneladas de aceite, entonces podrían negociar precios más altos, dijo Luque.

En cambio, hubo una falta de transparencia y falta de voluntad para trascender los intereses locales (para mejorar la salud del sector en su conjunto) entre la dirección de algunas cooperativas.

"A menudo, lo que impide la integración (de las cooperativas) no es la ley sino el parroquialismo y los intereses personales de las personas que los dirigen ”, dijo Luque.

Anuncio



Anuncio

Noticias relacionadas

Comentarios / Sugerencias