El aceite de oliva virgen extra reduce la glucosa posprandial después de una comida con IG alto en la diabetes tipo 1

Una nueva investigación muestra que el aceite de oliva virgen extra reduce la glucosa posprandial en los diabéticos tipo 1 después de consumir una comida de alto índice glucémico

Marzo 30, 2016
Por Jedha Dening

Noticias recientes

Mantener el control de la glucosa en sangre es extremadamente importante para los diabéticos tipo 1 y tipo 2. Para hacerlo, a menudo se recomienda que los diabéticos consuman alimentos de bajo índice glucémico como una gran proporción de su ingesta diaria. Y controlar la cantidad de carbohidratos consumidos es una práctica común.

El índice glucémico es una medida de la calidad de los carbohidratos y muestra la rapidez con la que diferentes alimentos hacen que aumente la glucosa en sangre. Los alimentos de bajo índice glucémico son aquellos clasificados en 55 o menos. Los alimentos con alto índice glucémico están por encima de 55. Cuanto mayor es el índice, más rápidamente se ve afectada la glucosa en sangre. Para medir la respuesta a varios alimentos y comidas, postprandial, también conocido como post comida, los diabéticos suelen registrar la glucosa en sangre.

Un estudio reciente de Bozzetto y colegas, de la Universidad Federico II en Nápoles, Italia, publicado en Diabetes Care, evaluó si la calidad de la grasa podría influir en la respuesta de la glucosa posprandial en el contexto de comidas con índice glucémico alto o bajo en pacientes con diabetes tipo 1.

El estudio reclutó a 13 pacientes diabéticos tipo 1 con bombas de insulina en un ensayo cruzado aleatorio en el que consumieron dos series de comidas, de alto índice glucémico y de bajo índice glucémico, compuestas por la misma cantidad de carbohidratos pero con diferente calidad de grasa: bajo contenido de grasa, mantequilla (grasa saturada) , o aceite de oliva virgen extra (AOVE; grasa monoinsaturada).

Como era de esperar, hubo una diferencia significativa en la glucosa posprandial en respuesta a una comida de índice glucémico alto en comparación con una comida de índice glucémico bajo, especialmente en las primeras 3 horas donde la glucosa en sangre fue significativamente más alta después de consumir la comida de alto índice glucémico.

Sin embargo, después de consumir la comida de alto índice glucémico, se demostró que el AOVE resultó en un efecto significativamente menor sobre la glucosa en sangre posprandial que la mantequilla o el bajo contenido de grasa. Este resultado fue particularmente diferente en el área incremental de 0 a 3 horas bajo la curva. En este caso, no encontraron diferencias significativas entre los grupos para las comidas de bajo índice glucémico.

Los autores concluyen que:

"El uso de AOVE en una comida HGI [índice glucémico alto] atenúa la respuesta temprana de glucosa posprandial ... Por lo tanto, una administración óptima de insulina prandial requeriría considerar, además de la cantidad de carbohidratos, la calidad tanto de carbohidratos como de grasas ”

Este es solo un estudio pequeño, pero indica que la calidad de la grasa podría ser de hecho una consideración muy importante para las dietas diarias de los diabéticos y puede ser particularmente útil durante la transición dietética cuando los alimentos con alto índice glucémico aún pueden consumirse con mayor frecuencia.


Noticias relacionadas

Comentarios / Sugerencias