Aceite de oliva español para ayudar a combatir el cambio climático

El sector del aceite de oliva español liderará un proyecto europeo que estudiará el control de los gases de efecto invernadero durante el cambio climático mediante el cálculo de las huellas ambientales del cultivo del aceite de oliva y la producción de aceite.

Enero 10, 2017
Por Eduardo Hernández

Noticias recientes

La organización sin ánimo de lucro Interprofesional del Aceite de Oliva de Español participará en un proyecto europeo que calculará la huella medioambiental de los aceites de oliva y su contribución a la reducción de gases de efecto invernadero.

El sector del aceite de oliva español, junto con el grupo interprofesional, liderará el proyecto europeo titulado PEF (Production Environmental Footprint), una iniciativa que estudiará el control de los gases de efecto invernadero durante el cambio climático a través del cálculo de las huellas ambientales de cultivo de aceite de oliva y producción de aceite.

El cambio climático es una realidad que ningún científico cuestiona, y la mayoría de los consumidores españoles de aceite de oliva lo conocen ampliamente, y tienen en cuenta el efecto sobre el medio ambiente a la hora de decidir qué productos comprar.

La encuesta de la UE Eurobarómetro 367 descubrió que el 80 por ciento de los europeos se preocupa ocasionalmente por comprar productos que de alguna forma se relacionan con la mejora del medio ambiente. De hecho, el impacto ambiental de un producto es un factor determinante clave con los consumidores, justo detrás del precio y la calidad, a la hora de tomar una decisión de compra.

Las industrias y cadenas de aceite de oliva reconocen que los sectores económicos que comuniquen eficazmente la información ambiental de sus productos tendrán una ventaja sobre sus competidores, y los productores han identificado rápidamente, mediante el uso de etiquetas ecológicas, productos y servicios que tienen un impacto ambiental reducido en todo su ciclo de vida.

Para que los consumidores europeos de aceite de oliva tengan plena confianza en las etiquetas ecológicas, la Comisión Europea ha decidido lanzar el proyecto Pilot Lines, que definirá las reglas categóricas para calcular el impacto que los aceites de oliva tienen en el medio ambiente.

En ese contexto, el Comisión Europea tiene como objetivo desarrollar un aparato estratégico que establecerá un método único para medir la huella ambiental de un producto (HAP) o de una organización (Huella Ambiental de la Organización-OEF) que se enfocará en su ciclo de vida. Se espera que el proyecto comience a principios de 2017, con la participación de partes interesadas e investigadores de países como España, Italia, Grace y Portugal.

El objetivo principal del grupo interprofesional para el proyecto es mejorar el modelo real que se está utilizando actualmente para medir la huella ambiental y que solo refleja el impacto negativo del ciclo de vida del aceite de oliva, ignorando el importante papel que desempeñan la agricultura y los olivares en La lucha contra el cambio climático.

Según la datos presentados por el Consejo Oleícola Internacional en la Conferencia sobre Cambio Climático celebrada en noviembre en Marrakech, los técnicos estimaron que el ciclo de vida de un litro de aceite de oliva, desde que se produce hasta que se consume, genera 1.5 kilogramos de dióxido de carbono por cada kilogramo de aceite producido. Los proyectos de etiqueta ecológica se consideran una forma de impulsar el negocio europeo del aceite de oliva y el medio ambiente.



Anuncio

Noticias relacionadas

Comentarios / Sugerencias